traffic junctions at night
traffic junctions at night

Así serán los nuevos límites de velocidad en ciudad

Los límites de velocidad en ciudad han cambiado recientemente en todas las ciudades españolas. Las comunidades autónomas en coordinación con los ayuntamientos y la DGT, han hecho evaluaciones de riesgo relacionadas con la velocidad. Han determinado que la reducción de velocidad en los cascos urbanos, puede ser el elemento diferenciador entre la seguridad y la mejor conducción.

Esto se ha venido estudiando desde hace bastantes años y es una regulación que se ha practicado en grandes ciudades como Madrid o Barcelona. En otras urbes mundiales, ya se ha implementado esta regulación y la reducción de siniestralidad ha sido notable. En Londres, París o Berlín, no se puede circular a más de 20 o 30 kilómetros por hora y los reportes de accidentes de tráfico, atropellamientos y otros accidentes han bajado a menos de la mitad.

¿Por qué la velocidad como elemento de seguridad vial?

La velocidad, es uno de los elementos fundamentales en lo referente a la seguridad vial, por varias razones:

Distancia de frenado

Por leyes de la física, la distancia de frenado de un vehículo es una función directa de la masa, el peso y la velocidad de conducción.

Un coche que se desplaza a una determinada velocidad, necesita una distancia mínima desde que el conductor acciona el pedal de freno hasta que el coche se detiene por completo.

Según estudios de la Dirección General de Tráfico, la distancia de frenado, en condiciones secas, se estiman:

  • 30 km/h= 9 metros
  • 50 km/h= 25 metros
  • 90 km/h= 81 metros
  • 100 km/h= 100 metros
  • 120 km/h: 144 metros

Estas distancias, se multiplican por 1,5 veces cuando el suelo está mojado. Por lo que podemos calcular así:

  • 30 km/h= 13.5 metros
  • 50 km/h= 37.5 metros
  • 90 km/h= 121.5 metros
  • 100 km/h= 150 metros
  • 120 km/h= 216 metros

velocidad

Percepción del conductor y tiempos de reacción

A una mayor velocidad, el conductor tiene menos capacidad cerebral de observar, analizar y reaccionar ante un objeto.

Se ha comprobado que el tiempo entre distinguir una señal de peligro y reaccionar, puede ser mayor a 2 segundos en situaciones normales.

Esto a 100 kilómetros por hora, puede significar el recorrido de 55-60 metros y a 30 Km/h, de 15-16 metros.

Para poder visualizar esto mejor, veamos un ejemplo:

Una bicicleta cruza intempestivamente la vía. A 30 km/h, el conductor tiene 15 metros para decidir si esquivar o frenar y evitar un accidente.

A medida que la velocidad de conducción es mayor, el tiempo de reacción es menor y la probabilidad de prevención de accidentes viales es mucho mayor.

La nueva legislación de velocidad en las ciudades

A partir del 11 de noviembre de 2020, la Dirección General de Tráfico, establece los nuevos límites de velocidad de conducción en rutas urbanas.

De acuerdo a la nueva legislación, la velocidad se cambia a:

  • En vías sin diferencia de altura entre calzada y acera (plataforma única), el límite es de 20 km/h.
  • En vías de un solo carril por sentido, 30 km/h.
  • En vías de dos o más carriles por sentido, 50 km/h.

Estas nuevas regulaciones se proyectan como el elemento de mayor contribución al aumento de la seguridad vial en la historia contemporánea de la vialidad española.

La DGT, prevé reducir hasta en 80% la siniestralidad urbana y la mortalidad causada por atropellamientos a los colectivos más vulnerables (peatones y ciclistas).

Otras regulaciones de tráfico

Sumado a la reducción de la velocidad máxima permitida, la DGT, publica un nuevo paquete de medidas en materia de conducción. Las más destacables, son:

  • Reducción de 6 puntos por manipular dispositivos móviles mientras se conduce, hasta ahora, costaba 3 puntos.
  • No usar cinturón de seguridad, casco u otro elemento de seguridad, bien sea del conductor o los ocupantes, costará 4 puntos en vez de 3.
  • Los aparatos de detección de radares, pueden costar 3 puntos y 500€ de sanción. Esto se hará, incluso con el dispositivo apagado o desconectado.
  • Las motocicletas no podrán rebasar los 20 km/h el límite de velocidad en carretera convencional cuando adelanten a otros vehículos.
  • El fraude en el examen de conducir, se penaliza con 500€ y una suspensión de 6 meses sin posibilidad de presentar el exámen.
  • Ahora, tras dos años sin cometer infracciones, se podrá recuperar la totalidad de puntos del carnet. La asistencia y aprobación de los cursos de educación vial, podrá recuperar 2 puntos del carnet.
  • Se regula el uso de patinetes eléctricos, monopatines y vehículos de impulso eléctrico. Estos, requerirán permiso especial y tendrán limitaciones de circulación establecidas en la nueva ordenanza.

La DGT y los gobiernos regionales, estiman que podrán reducir significativamente la accidentabilidad en ciudades, así como aumentar considerablemente en la seguridad vial urbana.

Te puede interesar también

Picture of a white van

Campaña de vigilancia de furgonetas

Una dura campaña de vigilancia de furgonetas por parte de la DGT, ha arrojado resultados …

Los cambios de la DGT para 2019 podrían provocar un aumento de multas y sanciones

2019 no va a ser un año intrascendente en materia de seguridad vial. La Dirección …