Connect with us

Noticias

Como limpiar los faros del coche para pasar la ITV

Como limpiar los faros del coche para pasar la ITV

La ITV (Inspección Técnica de Vehículos) es una revisión obligatoria que asegura que tu vehículo esté en condiciones óptimas para circular. Uno de los elementos que suele pasar desapercibido, pero que es fundamental para nuestra seguridad, son los faros del coche.

Con el tiempo, estos se opacan, reduciendo la visibilidad y poniendo en riesgo nuestra seguridad en la carretera. Por ello, te traemos esta guía sobre cómo limpiar los faros del coche de forma efectiva y garantizar un paso exitoso por la ITV.

ITV y faros opacos

La ITV es la herramienta con la que el Estado garantiza que todos los vehículos que circulan por nuestras carreteras estén en las condiciones óptimas de seguridad. Según datos recientes en España, uno de los fallos más comunes en las inspecciones son los faros opacos o con mala iluminación. Esta falta de transparencia no solo disminuye la visibilidad del conductor, sino que también dificulta que otros vehículos nos vean correctamente, especialmente en condiciones de poca luz.

Los criterios de rechazo en la ITV por faros opacos son claros: si el faro no permite una correcta proyección de la luz o si está tan sucio que impide la visibilidad. Además, si el faro presenta fisuras que permiten la entrada de humedad o si la luminosidad se ve disminuida en más del 50%, es probable que tu vehículo no supere la inspección. Es esencial recordar que un faro que no funciona correctamente no es solo un problema para pasar la ITV, sino también un peligro real en la carretera.

Herramientas necesarias

Para lograr una limpieza adecuada de los faros, hay que equiparse con las herramientas correctas. Aunque pueda sorprenderte, la pasta de dientes, por sus componentes abrasivos, es un excelente recurso para esta tarea.

Acompañada de un paño suave o una esponja, permite realizar una exfoliación de la superficie. La cinta adhesiva, preferiblemente de pintor, protegerá la pintura y demás partes del coche de posibles rasguños.

El lijado de agua, con granulometrías que varían desde 600 hasta 2000, se utiliza para deshacerse de esa capa opaca que se forma en los faros. Si deseas un acabado profesional, una pulidora y un compuesto pulidor serán tus mejores aliados.

Como limpiar los faros del coche para pasar la ITV en 4 pasos

Preparación del área

Antes de lanzarte a la tarea, asegúrate de que el faro esté en las condiciones adecuadas para ser tratado. Al lavar con agua y jabón, no solo eliminamos la suciedad visible, sino también aquella acumulada que no se percibe a simple vista. La cinta adhesiva no solo protege la pintura del vehículo, sino que también delimita el área de trabajo, facilitando el proceso.

Lijado del faro

El proceso de lijado, si se realiza correctamente, puede hacer maravillas en faros opacos. Al iniciar con una lija de granulometría 600, estamos removiendo la capa superficial más dañada. Es vital humedecer el faro continuamente para evitar rasguños. A medida que avanzas en el lijado, cambiar a lijas de mayor granulometría suavizará y afinará la superficie del faro.

Uso de la pasta de dientes

Aunque pueda parecer un truco casero, en realidad, la pasta de dientes ha demostrado ser eficaz en múltiples ocasiones. Sus componentes abrasivos actúan como un pulidor, devolviendo la transparencia al faro. Es fundamental enjuagar bien tras este proceso para eliminar cualquier residuo.

Pulido

Aquí es donde la magia sucede. Al usar una pulidora con un compuesto pulidor, estás garantizando un acabado brillante y profesional. Si no dispones de una pulidora, no te desanimes. Un poco de esfuerzo manual puede lograr resultados sorprendentemente buenos.

Consejos y alternativas

Después de limpiar tus faros, es esencial mantenerlos en buen estado. Una opción es la protección UV. Al aplicar un sellador UV, estamos blindando los faros contra los efectos dañinos del sol, que son una de las principales causas de opacidad.

Además, los kits de limpieza de faros son una excelente alternativa si prefieres soluciones más completas y específicas. Estos kits suelen incluir todo lo necesario para una limpieza adecuada.

Finalmente, como en muchas otras áreas de mantenimiento del coche, la prevención es clave. Realizar limpiezas periódicas y evitar que los faros estén expuestos directamente al sol prolongará su vida útil y su efectividad.

Conclusión

La limpieza y mantenimiento de los faros no solo es crucial para pasar la ITV, sino para garantizar una conducción segura. Siguiendo los pasos y consejos anteriores, podrás mantener tus faros como nuevos y garantizar la máxima visibilidad en tus viajes. ¡No descuides este importante elemento de tu vehículo!

Populares