Portada / Coches / Ventajas e inconvenientes de los neumáticos de perfil bajo
Neumático ancho y estrecho.

Ventajas e inconvenientes de los neumáticos de perfil bajo

Toda elección de neumático ya sea de perfil alto o de perfil bajo tiene una series de pros y de contras que conviene analizar antes de su compra. En el caso de los que vamos a analizar, los neumáticos de perfil bajo, suele primar en la decisión del consumidor la cuestión estética. Y no sólo en el consumidor, también en las marcas que cada vez más están adaptando a sus modelos de vehículos neumáticos de este perfil para coches utilitarios y mono volúmenes y no para los clásicos deportivos más acostumbrados a calzar un perfil bajo.

Más allá de su función ornamental conviene detallar toda una serie de ventajas e inconvenientes para detectar qué modelo se adapta mejor a las condiciones de nuestro vehículo y nuestros usos y costumbres en la conducción.

Ventajas neumáticos perfil bajo

Los neumáticos de perfil bajo tienden a ser más anchos lo cual los provee de un mejor manejo y los convierte en los ideales para ser usados a grandes velocidades. Esta anchura les otorga también un mejor agarre, sobre todo en seco. También su respuesta a la hora de tomar una curva será mejor que unos neumáticos de perfil alto. Una característica esta última muy asociada siempre a la conducción en deportivos.  Los neumáticos de perfil bajo poseen unos bordes más grandes que ayudan también a mejorar el frenado en el sentido de que se reduce las distancia de frenada, eso sí siempre en términos de asfalto seco.

 

Mayor anchura da al neumático de perfil bajo un mayor agarre en seco y mejor el frenado, pero también ofrecen una mayor resistencia al asfalto, lo que crea una mayor resistencia a la rodadura y un incremento del consumo de combustible

Inconvenientes neumáticos perfil bajo

Y como no, todo lo que tiene grandes virtudes también presenta su otro lado de inconvenientes.  El hecho de tener más agarre gracias a su mayor superficie de contacto derivada de su anchura también otorga a los neumáticos de perfil bajo una mayor resistencia a la rodadura. Esto, en términos de combustible, se traduce en un aumento del consumo y con ello de las emisiones contaminantes (esto último con algunos matices).

Otra de sus desventajas se encuentra en el menor confort en la conducción derivado de que la mayor huella del neumático siempre va implicar que éste copie en mayor medida las imperfecciones del asfalto. De esta situación también se resentirá más la suspensión del vehículo a la que forzaremos más frente a los neumáticos de perfil alto.

Pero el principal inconveniente o, en este caso, riesgo, aparecerá con la conducción con este tipo de vehículos sobre terreno mojado, ya que es más que probable que se dé el temido efecto del aquaplaning. Con una mayor anchura se darán más dificultades para que la goma pueda evacuar el agua lo que significa que el temido aquaplaning aparecerá a menores velocidades en el caso de un neumático de perfil bajo. A todo esto hay que sumar un mayor coste que no los convierte precisamente en unos neumáticos baratos.

 

 

Te puede interesar también

Consejos antes de salir de viaje

Antes de salir de viaje es preciso actuar con previsión, responsabilidad y criterio para tener bajo …

Un comentario