Portada / Consejos / Consejos para la conducción en verano

Consejos para la conducción en verano

espejo cocheLas carreteras y autopistas del país ven multiplicada la presencia de vehículos durante la época estival. Millones de personas se desplazan durante las vacaciones de verano, por lo que debemos prevenir riesgos sobre el asfalto. Es recomendable tener en cuenta una serie de consejos antes de emprender el viaje, en el que lo más importante es llegar a nuestro destino sin sobresaltos.

Revisar el coche

Antes de emprender el viaje, es necesario revisar el vehículo y comprobar que dispone de todos los elementos necesarios en caso de avería. Las altas temperaturas sobre la carretera y la distancia del trayecto obligan a contar con neumáticos en buen estado. Estos elementos también requieren poner especial atención al sistema de frenado (tanto pastillas de freno como líquidos) y a garantizar el confort de los ocupantes del automóvil, chequeando los sistemas de refrigeración y aire acondicionado. Asegúrese que toda su documentación se encuentra en vigor.

neumatico de coche

Planificación antes del viaje

El conductor se enfrenta normalmente a un largo trayecto en coche, con varios cambios de viales y altas temperaturas en el interior del automóvil. Consulte la ruta que debe tomar y compruebe que el estado de la calzada es óptimo y libre de obras. Es importante marcar las áreas de descanso y estaciones de servicio en las que efectuar las paradas, que deberán producirse cada dos horas o tras más de 200 kilómetros. No cargue el vehículo en exceso, evitando llevar objetos innecesarios y con la bandeja trasera despejada para tener total visibilidad durante la conducción.

Durante el viaje

La jornada debe iniciarse antes o después de las horas más calurosas del día, por lo que lo aconsejable es madrugar y salir a primera hora o hacerlo después del atardecer. Aun así, la Dirección General de Tráfico aconseja conducir durante las horas diurnas por motivos de visibilidad. Las probabilidades de accidente aumentan debido al calor, por lo que será necesario mantener la temperatura interior del vehículo entre los 20 y los 22 grados.

Viaje con ropa holgada y tras haber descansado el tiempo necesario. La vestimenta debe ser cómoda, pero recuerde que conducir con chanclas o descalzo es motivo de multa al poner en peligro la seguridad de la conducción. Una digestión pesada provoca somnolencia al volante y constantes pérdidas de concentración, por lo que deberá evitar las comidas copiosas. Recuerde hidratarse con frecuencia, llevando bebidas refrescantes o botellas de agua durante todo el trayecto.

La paciencia será un gran aliado del conductor durante el viaje. Respete los límites de velocidad y mantenga la distancia de seguridad con el resto de vehículos para evitar accidentes. Si viaja con niños puede utilizar un portátil o una tablet para mantenerlos entretenidos con una película o juego, aunque recuerde poner toda su atención en la carretera. Nunca utilice dispositivos móviles durante la conducción, ya que reducirán considerablemente su nivel de concentración y visibilidad en la carretera, además de infringir las normas de seguridad de tráfico.

caravana

Material complementario

No siempre contamos con un mapa de carreteras a mano o con cobertura en los teléfonos móviles, por lo que contar con un sistema GPS garantizará que conozca su posición a lo largo del viaje. Existen otros tipos de material auxiliar para prevenir accidentes, como los sistemas de ayuda a la conducción (SAC) que incorporan muchos nuevos vehículos. Estos dispositivos permiten calcular la distancia de seguridad frente al resto de automóviles, medir la atención del conductor o facilitar el frenado cuando sea necesario.

Te puede interesar también

¡No te olvides de las llantas!

Muchas veces las llantas de los neumáticos del coche pasan desapercibidas por el usuario. Y …