La fábrica de neumáticos Bridgestone de Burgos busca acabar con los accidentes laborales

Han limitado la velocidad de los vehículos a 20 km/h

Bridgestone ha colocado cuatro radares que miden la velocidad en las zonas transitables de su planta de Burgos. El objetivo es reducir la posibilidad de que los empleados puedan causar accidentes innecesarios y evitables.

Los paneles avisan al conductor de la velocidad a la que está circulando. Si supera los 20 km/h permitidos la señal avisará iluminándose de color rojo. En cambio, si el vehículo transita con la velocidad correcta o inferior, la cifra se iluminará en color verde. Los paneles funcionan como lo hacen los que se encuentran en las calles de municipios y ciudades.

Desde la fábrica señalan que esta medida busca concienciar de la importancia de circular a una velocidad reducida dentro de la fábrica y de este modo evitar cualquier tipo de incidente ajeno al proceso de fabricación del producto.

Esta es la primera medida de otras muchas que busca poner en funcionamiento la fábrica de neumáticos Bridgestone para concienciar a sus empleados de los peligros que existen al volante. Por ejemplo, en la planta de Burgos se impartirán cursos de conducción básica a sus empleados. De este modo, sabrán cómo actuar en caso de verte en una situación adversa en la carretera.

Te puede interesar también

reciclar neumaticos

Reciclaje de neumáticos: cuál es el proceso

Se estima que en España cada año se generan aproximadamente alrededor de 25 000 toneladas de …

coches mayores de 20

Los coches mayores de 20 años viven un nuevo auge

Los coches con más de 20 años, han sido desempolvados y han salido al mercado …